Obispo de Iquique relata el paso de la Virgen del Carmen Misionera por su diócesis

Obispo de Iquique relata el paso de la Virgen del Carmen Misionera por su diócesis
Hace un mes, la Virgen del Carmen Misionera estuvo una semana en la Región de Tarapacá, visitando colegios y parroquias de Iquique, Alto Hospicio y Pozo Almonte. Hoy se encuentra en Chiloé y el 5 de octubre llegará a Valdivia. El Obispo de Iquique, Monseñor Guillermo Vera, llama a todos los que puedan, para que vayan a rezar por la vida en esta peregrinación. “No se pierdan la visita para estar con ella y acoger el consuelo y la esperanza que se nos promete y retribuirle todo los momentos que nos da de paz y aliento”, dice.

La Huella de la Virgen Misionera en Tarapacá

Hace un mes que la Virgen del Carmen Misionera estuvo en la Región de Tarapacá, pero el legado de su visita sigue latiendo. Entre los días 31 de agosto y 6 de septiembre, recorrió parroquias y colegios de Iquique, Alto Hospicio y Pozo Almonte, para entregar su mensaje de amor y protección a la familia y la vida.

mons vera virgen del carmen misionera iquique

Obispo de Iquique, Mons. Guillermo Vera

“Todos debemos tener respecto a la vida desde la concepción hasta su muerte natural. Ése fue el mensaje potente que les entregamos a 5.800 niños(as) y jóvenes que rezaron, cantaron y bailaron frente a ella”, recuerda Monseñor Guillermo Vera, obispo de la Diócesis de Iquique.

Monseñor Vera resalta algunos aspectos de lo que fue la visita al norte del país, como “la bienvenida de los niños con capacidades diferentes, que con su banda acogió a la Virgen del Carmen. También se hizo presente el movimiento de Fe y Luz, que también cuenta con personas con capacidades diferentes, manifestando su agradecimiento por la visita y el derecho a la vida que le dieron sus padres”.

La buena experiencia vivida en Tarapacá, lleva al obispo de Iquique a invitar a que la gente vaya a ver a la Virgen cuando llegue a sus pueblos o ciudades. “No se pierdan la visita para estar con ella y acoger el consuelo y la esperanza que se nos promete y retribuirle todo los momentos que nos da de paz y aliento, para llevar una vida con más fe y estar más convencidos que ella nos cuida, como cuidó a su hijo”, señala.

Monseñor Vera resalta la iniciativa de la Peregrinación de la Virgen del Carmen Misionera, para llamar a la oración por la defensa de la familia y la vida, “primordialmente, porque la vida es un don de Dios que nos ha regalado. Debemos dar gracias por todo lo que somos y tenemos. También debemos respetar nuestro cuerpo y a las personas, porque son templo de Dios de su bondad y sabiduría… Cuando se defiende la vida, jamás Dios los abandona; María Santísima estará ahí y encontrarán la cercanía con nuestra Madre y su hijo, porque ella jamás los abandonará”.


Fuente: Jorge Velasco / Comunicaciones Peregrinación Virgen del Carmen Misionera

comentarios